domingo, 22 de enero de 2017

Películas curiosas: Nómadas del Viento (Le peuple migrateur)


En el año 2001 se produjo el estreno de esta cinta documental francesa que supuso un impacto por su espectacular manera de rodar a las aves en sus grandes migraciones bianuales. Los documentalistas Jacques Perrin y Jacques Cluzaud (Océanos) apoyados por Michel Debats estuvieron al mando de la producción durante los cuatros años que emplearon en su rodaje. Toda una epopeya que culminó en una de las películas más curiosas realizadas en la primera década del siglo presente. 

Póster en España (saludos a los traductores)

Con una melodiosa música encargada al excelso compositor francés Bruno Coulais, la historia nos narra las grandes rutas migratorias establecidas por las grandes aves del planeta. Los patrones de estas migraciones, son traspasados y aprendidos por cada generación nueva de individuos de las distintas especies que salen representadas en la cinta. El caso más extremo y que sirva como ejemplo, se da en el Charrán Ártico que vuela 20.000 kilómetros de polo a polo hasta completar una migración record. La búsqueda del alimento para sobrevivir es la función principal de este y los otros recorridos.

Pero si por algo destacó este film, fue por el empleo de pequeños aviones aeroligeros para conseguir rodar las imágenes en pleno vuelo de las aves. La sensación óptica de estar volando junto a los animales es absolutamente impresionante; esta es la esencia y la novedad de la propuesta presentada. Acompañada de una luminosa y bien definida fotografía, la cinta es en primer lugar un espectacular poema visual sobre la belleza de estos seres alados en sus viajes transoceánicos.  

Ultraligero en acción 

Doce pilotos, tres directores y más de quinientas personas hicieron falta para poder completar el largometraje documental. Además se dividieron en distintos equipos a lo largo de todos los continentes del planeta. Visitamos entre otros lugares Nueva Zelanda en Oceanía, la India en Asia, España en Europa, Mali en África, la Amazonia en América del Sur y por último también la Antártida.

El guiño al mundo del cine transcurre en Norteamérica y mas concretamente en tierra "sagrada" del maestro John Ford, hablamos ni más ni menos de unas portentosas escenas rodadas en el Monument Valley de Arizona, que fue la cuna del western con cintas como 'Fort Apache', 'La diligencia' o la mítica 'Centauros del desierto'. 

También visitamos las grandes urbes del planeta, que no dudan en en atravesar las aves, si las corrientes térmicas por las que se guían así lo requieren. El paso por París es de lo más sugerente de estos nómadas que no se cansan de batir sus alas. Tras haber transcurrido ya 15 años desde su estreno y al revisitar la filmación, un escalofrío recorre el cuerpo cuando atraviesan la ciudad de Nueva York. Al fondo las Torres Gemelas aún lucian majestuosas antes del mayor atentado de la historia. 

Impacto visual 

Se filman entre otras a las siguientes especies: grullas, ánsares, alcatraces, charranes, albatros, pelícanos, petirrojos, gansos, águilas y a los heroicos pingüinos emperador. Una lección de naturaleza y fauna avícola puesta al servicio del espectador. La parte crítica viene en la parte en que algunos cazadores abaten a algunos ejemplares de manera despiadada. Todo esta rodado con bastante seriedad y sin dar cualidades humanas a los animales grabados, exceptuando una especie de baile ritual de unas grullas acompañados de la música de Coulais. Es el pequeño contrapunto de humor para rebajar la tensión de la lucha por la supervivencia.

Para poder llevar a cabo la película y poder rodar en ultraligeros junto a las aves sin que estas se asustaran, se utilizo la técnica denominada como impregnación. Por ello se criaron a parte de las aves en cautividad. Esta curiosa técnica consiste en que lo primero que vean las crías tras salir del huevo, sea a una persona y esta permanezca junto a los polluelos los primeros días de vida, con ello los animales adoptan a esa persona como madre y la siguen a todas partes (incluido volar cerca de los ultraligeros citados). El descubridor de esta tendencia animal, fue el zoólogo y etólogo austriaco Konrad Lorenz, un animalista que observó este comportamiento cuando los polluelos se quedaban huérfanos antes de salir del huevo. Es entonces cuando las crías seguían a la primera persona que veían, siendo este ritual especialmente acentuado en los gansos y ocas.
Sus trabajos en el campo del comportamiento animal, así como en fisiología le valieron el Premio Nobel y no se entendería el documental sin sus descubrimientos en este terreno.

Espectacular formación 

La cinta obtuvo la nominación al Oscar de la Academia a mejor película documental, además de numerosos reconocimientos a nivel social y cinematográfico. Fue un gran éxito de taquilla en Francia y tuvo buena acogida en los países que se estrenó. En conclusión, nos encontramos con una obra que retrata a la perfección el proceso que llevan a cabo las aves en sus grandes rutas migratorias. Pero sobre todo, fue la primera en reflejar tan de cerca el maravilloso vuelo de estos viajeros que dos veces al año repiten su epopeya sin descanso. Una oportunidad para visionar la otra cara del cine.

Otras reseñas documentales del mundo animal que te pueden interesar son:






26 comentarios

  1. Enriquecedor y a la vez emotivo. Aunque no me hace gracia la presencia de humanos ante los animales , pues siento que entonces hay un desequilibrio natural. No se, me ha llenado y creo que me encantaría verlo. Parece interesante. Otra cosa, me ha gustado la especificación de aves ya que no estoy muy puesta en lo que a animales se refiere y además me ha recordado a una peli de los 90 de una niña que se hace amiga y crece con ellas. No digo más por si quisieras reseñarla, el caso es que no recuerdo el título. Me ha inspirado poesía, gracias por lo que me has hecho sentir. Buen domingo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aprender de una manera didáctica, original y divertida es lo que consiguió Nómadas del viento llegando a utilizarse en aulas de parques naturales para enseñar a los visitantes el aspecto migratorio de nuestra aves. Es cierto que se alteró el prisma natural de actuación pero por un bien mayor que es la protección de las especies en general.
      Me alegro que la reseña haya servido para tu inspiración, seguro que te hace pensar en cosas bonitas.
      Un gran abrazo Keren.

      Eliminar
  2. Tú lo has dicho,... "La sensación óptica de estar volando junto a los animales es absolutamente impresionante; esta es la esencia y la novedad de la propuesta presentada." y estoy totalmente de acuerdo. Muchas veces he intentado ponerme en el lugar de las aves cuando vuelas, intentar imaginar lo que ellas ven cuando vuelan, desde su perspectiva,.. y recuerdo una vez en Cabo Finisterre, había unas gaviotas volando en el acantilado,... ufff! Estupenda entrada Miguel!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Norte por resaltar como tú solo sabes hacer, algún retazo de la reseña presentada.
      Debe ser un espectáculo inenarrable divisar a las aves en la costa gallega, yo por mi parte me sorprendí muchísimo el pasado otoño, al ver cruzar el cielo de Madrid numerosas aves en decenas de bandadas que atrevesaron la ciudad.
      Era tal la altura que llevaban que no logré identificar a ninguna especie, pero fue una experiencia única.
      Muchas gracias por tus palabras de corazón.

      Eliminar
  3. Magnífico documental, quizá sea el mejor que he visto y al mismo tiempo el que más me ha impactado por su cercanía con las aves. Quien lo ha visto... no lo olvida y a quien no lo haya visto... ¿A qué espera para verlo? Te aseguro que lo agradecerás

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Demetrio, yo también es de los documentales más espectaculares su he logrado visionar y gracias por tus animosas palabras que invitan a verlo a quien aún no lo haya hecho.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  4. Wow! Miguel, esto es sencillamente impresionante. He oído hablar de documentales parecidos, como Océanos -al que nombras- o Tierra, pero no he tenido ocasión de ver ninguno y estaría encantada de hacerlo, pero siempre habrá ocasión.
    Los rodajes y edición de estos documentales siempre me han parecido una gran hazaña que no sé si, en algún momento, se llega a rentabilizar... mucho tiempo, una gran inversión... Pero aplaudo estas iniciativas porque creo que, a veces, es la única manera que tenemos de conocer lo que verdaderamente hay y ocurre en nuestro planeta.
    Un abrazo Miguel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Macarena, pues siempre hay ocasiones para verlos y más ahora con las nuevas pantallas de ultadefinicion que son un auténtico espectáculo visual y de sonido, a veces de una calidad casi más bonita que la realidad misma.
      En cuanto a recaudación esta cinta si consiguió unos buenos resultados, algo extraño para un documental que rara veces sucede.
      Como bien dices su objetivo es más bien didáctico y conservacionista dentro de un buen lenguaje cinematográfico.
      Un abrazo y gracias por tu grata compañía.

      Eliminar
  5. Hola Miguel gracias por compartir esta pieza magistral, en documentales lo explicas de una forma que dan ganas de ir verla sin embargo no es mi estilo pero es indudable que la producción de su esecenas son fantásticas , un beso desde mi brillo del mar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Beatriz, es cierto que el género documental está dirigido a un sector de público algo minoritario, pero no obstante se encuentran grandes piezas como de la que hablamos hoy.
      Gracias por tu visita y te mando un beso hasta las islas afortunadas.

      Eliminar
  6. Debe ser de esas películas llenas de ternura y encanto, solo el título promete... mil gracias por compartir, me gusta leerte eres muy explicativo. Besos :*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Patty, este tipo de películas deja una sensación muy agradable por su divulgación de los valores naturales que parecen olvidados.
      Gracias por pasarte y me alegro que estas reseñas sean de tu agrado. Un beso!

      Eliminar
  7. Excelente documental, para conocer mucho más la migración de estas aves. Las aventuras y desaventuras que van logrando a su paso por las tierras que ante sus alas pasan con penas más que con glorias, es un periplo que asemeja su lucha constante por sobrevivir. Nadie dijo que fuera fácil, por eso son admirables. A mi los documentales me gustan mucho sobre todo si tiene que ver con las cosas naturales que nos ofrece la vida para el deleite de nuestros sentidos, aprender una lección más cada día es nuestro cometido. Un fuerte abrazo y te deseo una feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La lucha por la supervivencia lleva a estas aves a hacer unos vuelos tan extremos que no todas llegan. En la cinta y a modo de ejemplo descansan sobre los barcos cuando están extunuadas en sus viajes transoceánicos.
      Te agradezco mucho Rosana un comentario tan bello que habla por sí mismo.
      Te deseo una muy feliz e inspirada semana, un gran abrazo.

      Eliminar
  8. Hola Miguel...Es una película como dijera mi querido Isidro Cristobal del Olmo "Maravillosa"... Creo que la magia y el trabajo que hay detrás o más bien antes del filme como el programa para guiar a las aves llamada técnica de impregnación así como el empleo de los aviones aero ligeros para conseguir rodar las imágenes en pleno vuelo de las aves,todo eso dice mucho de una producción y me encanta...Creo este tipo de documentales hacen falta,la Educación al menos en mi país se ha centrado en los Aprendizajes Esperados de Español y Matemáticas desde que tengo uso de razón y se ha relegado el resto de las materias como son las Ciencias Naturales,quizás sea por ello que hay tan poca cultura ambiental... Creo este tipo de producciones son muy valiosas pues dan sentido a la preservación del medio natural...Fabuloso documental,fabulosa reseña y fabuloso TÚ :))) Gracias por compartir,lo he disfrutado como siempre,bueno también las palomitas han estado muy ricas ;) ¡Abrazos y besitos...infinitos...!!!

    ResponderEliminar
  9. Hola querida María.

    Es un verdadero placer recibir tu sentido y bien estructurado comentario donde dejas como siempre tu esencia e impronta personal.
    Lo cierto es que parafraseando a Isidro, esta película podría haber ido a la sección de ¡Que maravilloso es el cine! porque como bien dices aparte de ser un documento que conciencia sobre la preservación medioambiental y de nuestra fauna, es un obra artística de un gran calado.
    Como profesional de la educación tu visión es más amplia y seguro que vendría muy bien implementar más horas lectivas en ciencias de la naturaleza e incluso abrir un poco más la mano y abarcar más contenidos como el cambio climático o las energías limpias.
    Muchísimas gracias por tu grata compañía y te mando besitos y un gran abrazo hasta tus más lindos Presentimientos!!

    ResponderEliminar
  10. Hola Miguel fantástico documental. Debe ser muy alentador volar como las aves en plena libertad cruzan las montañas y los extensos océanos, y desiertos, siempre sobreviviendo en una lucha por la vida, la verdad que para nadie es fácil todo requiere un esfuerzo. A mi me encantan los documentales, los hay muy buenos, y si se tratan de la Naturaleza mucho mejor. Felicidades, es una entrada muy emotiva.
    Un cálido abrazo.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Cristina, me hace feliz que esta película documental y su reseña hayan sido de tu gusto.
      Hubo un programa de televisión llamado 'A vista de pájaro'en el que se recorría España y sus poblaciones más interesantes desde un helicóptero y como su título bien indicaba, la visión desde el punto de vista de los seres alados era majestuosa.
      Un gran abrazo y gracias por tu cálida visita.

      Eliminar
  11. Hola Miguel! No conocía la existencia de esta película documental que nos enseñas hoy y me parece increíblemente curiosa. ¡Qué pasada la forma de grabar a las aves! Siempre me ha llamado muchísimo la atención la migración de las aves, es curioso el sentido de estos animales. Sin duda, me lo anoto para verlo en cuanto tenga ocasión, porque seguro lo disfruta muchísimo. Me parece una forma preciosa de saber más sobre este tema. Las fotos que has compartido son una maravilla, por lo que la película tiene que ser de una gran belleza. Gracias una vez más por darnos a conocer algo tan bonito. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Verónica, como tú bien sabes el espectáculo de las aves migratorias a su paso por el estrecho de Gibraltar es un gran pratimonio natural que tenemos en la península Ibérica.
      Sin duda el documento es una oportunidad de conocer parte del mundo a través de la mirada de estos increíbles animales.
      Más de 30 países salen a lo largo de la película.
      Me alegro mucho de te haya despertado interés y curiosidad, gracias por tu comentario y compañía. Besos.

      Eliminar
  12. A mí me gustan los documentales pues considero que se aprende mucho de ellos.

    Me parece precioso el trailer que compartes. Me encantaría poder ver este documental que, sin duda, es muy interesante.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Hola amiga Amalia.

    El tema de los documentales es algo siempre fascinante y de hecho hay varios festivales de cine dedicados en exclusiva a ellos, algunos como DocumentaMadrid por ejemplo son magníficos.
    Te mando un abrazo, te agradezco tu lectura y tus siempre bienvenidos comentarios.

    ResponderEliminar
  14. Holla, Miguel.

    Me gustan películas así, desde que, niño, asistía maravilhado a los documentales producidos por Disney en la famosa serie llamada, en Brasil, "Maravilhas da Natureza", originalmente intitulada "True-Life Adventures". Infelizmente, no conozco la película en aprecio. Yo la perdí cuando fue exhibida en los cines de aquí con el nombre de "Migração alada". Creo que la última película del género al cual pude ver fue "A marcha dos pinguins", originalmente, "La marche de l'empereur", bautizada en España como "El viaje del Emperador".

    Saludos. Abrazos.

    ResponderEliminar
  15. Hola Eugenio.
    Este director, junto con otros franceses tienen una corriente documentalista bastante interesante, con obras como El viaje del emperador, Microcosmos, Las estaciones y otras menos conocidas, en cualquier caso una buena apuesta por recuperar un género difícil para el cine.
    True Life Aventures es un proyecto que desconocía y parece muy interesante.
    Muchas gracias por tu comentario y por compartir la publicación, un gran abrazo amigo Eugenio.

    ResponderEliminar
  16. Esta la he visto, je,je,je. Es un verdadero regalo para los sentidos, maravillosa, un canto a la Tierra, para que nos demos cuenta del regalo que nos ha sido dado y lo cuidemos.
    ¡Ah! Ya que mencionas al Maestro Ford el otro día estuve buscando alguna reseña de sus películas y no supe ver ninguna. En concreto busqué la que para mí es una de las mejores películas que he visto jamás CENTAUROS DEL DESIERTO. Ahí lo dejo... Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  17. La verdad es que esta cinta es un regalo precioso para admirar tanto nuestra fauna como nuestro hábitat natural.
    En días en que el negacionismo del cambio climático parece que vuelve a tomar auge, solo nos queda rebelarnos y denunciar en la medida de nuestras posibilidades las tropelías que se hacen y van a hacer con el aumento de las emisiones contaminantes de las industrias.
    Respecto a las películas clásicas, aún no tengo muchas reseñadas, me encantan y de vez en cuando en la sección de ¡Que maravilloso es el cine! cae alguna que otra, ojalá este blog pueda tener buen seguimiento y así pueda ir repasando a los grandes directores.
    Un abrazo y gracias también por compartir la reseña.

    ResponderEliminar