domingo, 29 de mayo de 2016

Películas curiosas: Bowling For Columbine



Los seguidores de 'Cine y críticas marcianas' sabéis que el blog se divide principalmente en dos secciones, una de cine de actualidad o de estreno y otra de gran cine para el recuerdo llamada ¡Qué maravilloso es el cine! Pues bien para complementar estas secciones y para los momentos en los cuales no haya demasiado cine de estreno destacable, recordaré algunas películas que me parecieron muy curiosas en su momento, por tener un toque distinto a las demás. Ciencia-ficción, documentales u otro tipo de cintas de géneros convencionales que puedan resultar llamativas e interesantes priorizando su originalidad por encima de otros aspectos.

Y para empezar, recordaré a uno de los cineastas más originales que conozco, el más que valiente realizador estadounidense Michael Moore. Para ello bucearemos un poco en el que fue su primer éxito en el mundo del cine 'Bowling For Columbine': una ácida y brutal crítica hacía el sistema de control o mejor dicho "descontrol" de armas de fuego por el que se rigen en Estados Unidos y que por desgracia cada cierto tiempo nos sigue sobresaltando con noticias de matanzas indiscriminadas a lo largo y ancho de este extenso país. Además, no es nada común esta fuerte auto-crítica en el viejo imperio, así que es otra de las curiosidades de la cinta.

La historia esta basada evidentemente, en hechos reales que fueron mas o menos los siguientes: El 20 de Abril de 1999 dos jóvenes estudiantes fuertemente armados entraron en el instituto de enseñanza secundaria 'Columbine High School' en el estado de Colorado, cerca de Denver; y abrieron fuego a discreción contra profesores, estudiantes y quien saliera a su paso. Murieron 15 personas resultando heridas también otras veinticuatro, a lo que habría que añadir las secuelas psicológicas de las personas que fueron testigos de los trágicos sucesos. Fue la peor masacre cometida en un centro de secundaria en el país y la quinta de mayor importancia numérica en cualquier tipo de centro educativo en EEUU.


 

La cinta a pesar de los duros hechos narrados, no tiene un tono "sanguinario" o excesivo con los acontecimientos acaecidos, más bien incide en la temática de denuncia social que caracteriza a toda la carrera de Moore. Incluso tiene un cierto tono jocoso con el dudoso control de armas que existe en su propio país y sin duda caracterizado por un miedo irracional, que se vuelve en contra del propio pueblo americano; los crímenes y matanzas así lo atestiguan. 

Una parte extensa de la población, se aferra a la segunda enmienda de la constitución de los Estados Unidos de América, para seguir apelando al derecho de los ciudadanos a estar armados y el director retrata este comportamiento de la sociedad con ironía y un fino sentido del humor. Algo que en su propio país le ha costado números insultos, vetos y todo tipo de ataques que no han valido para frenar su cine de denuncia social, lo más suave que han dicho de él: peligroso comunista o espía ruso defensor de la masonería. Sin comentarios.

En todo momento el documental trata de demostrar que el miedo es el principal motor e impulsor de la fácil tenencia de armas en los EEUU. Miedo a todo; a los negros, a los latinos, a los comunistas, a los robos, a la inmigración en general. En definitiva, una de las teorías que expone, es la explotación de ese miedo por parte de los políticos y de ciertos "lobbies" armamentísticos, para sin duda expandir y continuar con este tipo de industria, que es una de las fuentes de mayor riqueza del país. En algún comercio, tan cotidiano como puede ser una peluquería, el dueño muestra orgulloso el armamento que tiene expuesto en las vitrinas para su venta al público, ejemplo de la cotidianidad de la venta de estas "chucherías" en algunas tiendas del país.

Negocio de "alto riesgo", para el cliente claro

Otra de las escenas tragicómicas, nos muestra hasta el punto limite en el que se ha llegado en este país en el tema de las armas; llegados este momento ya no nos queda mas remedio que ponernos a reír o directamente comenzar a llorar. Me refiero a las extrañas practicas comerciales de algunas entidades bancarias en su afán por captar clientes.

Si a veces ya de por si, estas dudosas ofertas comerciales, nos resultan cuanto menos estrambóticas con su empeño en ofrecernos sartenes, vajillas o diversos productos del hogar a cambio de abrir una cuenta corriente o domiciliar nuestros ingresos mensuales; allí directamente y como algunos ya estaréis imaginando, llegan hasta el punto de ofrecer un arma de fuego (de tamaño nada desconsiderable) por abrir una cuenta bancaria con dicha entidad. La demostración de hasta donde esta inculcado en la sociedad, el derecho a portar un arma de fuego sin ningún tipo de pudor o extrañeza.

Algunos otros pensareis, que estoy bromeando, pero no, desde luego es para pensarlo pero la realidad es tan tozuda que solo tendréis que ver la cinta documental para ver, que lo que os estoy contando no es una broma, sino una cruel y triste realidad. Sólo por esa escena este largometraje ya es digno de ser reseñado en esta sección de películas curiosas y originales.

Escopeta a cambio de abrir cuenta bancaria

Premios y críticas: La película fue galardonada con el 'Oscar' de la Academia al mejor documental de no ficción en el año 2002, recibió también el premio 'Cesar' de la Academia de cinematografía francesa a mejor película extranjera y se llevo el reconocimiento del 55 aniversario del Festival internacional de cine de Cannes.

Carlos Boyero en el diario El Mundo escribió: "El mejor documental que he visto en los últimos años, desprende lucidez e ironía, terrible indagación sobre el libre comercio  y la fácil adquisición de armas en Estados Unidos. Esteve Rimbau en Fotogramas fue mas crítico con la producción y escribió: "Michael Moore se maneja con una cierta panfletaria subjetividad y abusa de su exhibicionismo en pantalla".

Lo que no cabe duda es que este largometraje supuso su salto a la fama y provoco un intenso debate ante la proliferación de armas de fuego en su país. En el momento actual, en el estado de Texas, se esta tramitando una ley, para que los estudiantes universitarios puedan portar armas de fuego en sus propias facultades, un hecho insólito pero real, que indica que el miedo es más peligroso que cualquier otro factor, realmente parece que estamos condenados a repetir nuestros errores.


Os dejo con un enlace al vídeo donde se extracta la visita al banco del cineasta:

                                                                           

6 comentarios

  1. ¡Estupenda entrada Miguel...!! Creo que hacer llegar un mensaje de denuncia y protesta en un filme y además con un todo irónico y de buen humor es todo un reto y no sólo no todos lo hacen ,sino lo principal,no todos se atreven :)) Por ello de ya Michael Moore tiene ganado todo el reconocimiento y que bien ha logrado se le aprecie y se le premie...ME HA GUSTADO MUCHO ESTA SECCIÓN... Gracias por compartir,tu pluma como siempre muy ágil y precisa Y yo? Yo te mando abrazos y dulcicimo beso...!!! :)

    ResponderEliminar
  2. Hola Maria.
    El tono desde luego es muy de agradecer, pues ya de por si bastantes dramáticos son los sucesos acaecidos en Columbine, para ahondar más en la parte morbosa/sanguinaria de la tragedia.
    Además el humor a veces en una gran arma y nunca mejor dicho.
    Me alegro mucho que te haya gustado esta sección de películas curiosas y más viniendo de una cinéfila como tu, así que te agradezco enormemente tu presencia en este blog, del que yo también hago fiesta de tu presencia por aquí, una suerte contar con tus letras.
    Un beso muy grande querida Maria.

    ResponderEliminar
  3. Magnífico documental, como todo lo que compone la filmografía de este enorme cineasta.

    ResponderEliminar
  4. Hola José, este tipo es un valiente junto a Oliver Stone y unos poquitos más los únicos autocríticos con el sistema estadounidense.
    Un gran saludo.

    ResponderEliminar
  5. Hola Miguel!
    Me ha encantado la exposición.
    No he visto la película ¡Cómo no! pero si es como lo expones, me parece interesante que un cineasta se haya encargado de sacar a la palestra el debate candente sobre la tenencia de armas en EEUU.
    Es un tema espinoso, cierto. Pero también hay mucho desequilibrado. Aquí, como no tenemos ese dilema, no he perdido tiempo a pararme a pensar sobre el tema, pero desde luego allí, es para hacérselo mirar; aunque si Trumph gana las próximas elecciones - Dios no lo quiera - el debate quedará más que zanjado.
    Supongo que, como todo, la cuestión hallará ventajas e inconvenientes y que el problema no tiene fácil solución.
    En fin, gracias por tu entrada. Espero poder cotejar tu crítica con el original en algún momento.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Hola Macarena, este documental esta colgado en youtube por si te resulta de interés visionarlo.
    Aquí por suerte ése problema no lo tenemos como bien dices, bastante tenemos ya con algunos políticos....
    Aúnque con Donald Trump están apañados por allí también....
    En todo caso es un tema para reflexionar.
    Gracias por tu aportación y un gran saludo hasta Melilla.

    ResponderEliminar