domingo, 11 de febrero de 2018

15:17 tren a París: ¿De verdad ha dirigido esto el maestro Clint Eastwood?


La mejor estructura no garantizará los resultados ni el rendimiento. Pero la estuctura equivocada es una garantía de fracaso. -Peter Drucker.

La historia: Spencer, Anthony y Alek se conocen en el colegio y entablan amistad tras numerosas visitas al despacho del director. Desde entonces, sus vidas transcurren en común hasta superar la adolescencia. Dos de ellos se alistan en el ejercito y otro decide trabajar en otros ámbitos. Es entonces cuando en el verano de 2015, deciden irse de vacaciones juntos a recorrer la vieja Europa. El 21 de agosto toman un tren desde Amsterdam y con destino final en París. Lo que no sospechan, ni ellos, ni el resto de pasajeros, es que en el tren va un terrorista fuertemente armado y dispuesto a acabar con el mayor número de vidas posibles.


La crítica: Dice el refrán que "El mejor escribano echa un borrón". Y en esta ocasión, mi director de cine favorito, con obras maestras como Los puentes de Madison o Gran Torino, hace descarrilar esta especie de tren en forma de docudrama, de una manera absolutamente impropia e irreconocible. De hecho, si hubiera visto la película al azar sin ver los títulos de crédito y alguien me hubiera preguntado que de quien creía que era la película; entre las 50 primeras respuestas no hubiera pronunciado ninguna que comenzara por Clint. Repito, algo absolutamente irreconocible a excepción de un tufillo patriótico, que por otra parte no indica mucho, pues es seña de identidad de buena parte del cine estadounidense.

Pero hagamos una breve parada en la estación, para explicar la génesis de esta flojita producción. La historia está basada en un suceso real que ocurrió el 21 de agosto de 2015, y que saltó rápidamente a las agencias de noticias a nivel mundial. Un terrorista había sido reducido por un grupo de pasajeros, cuando se disponía a perpetrar una auténtica masacre a bordo de en tren con destino a París. Después se escribió un libro sobre lo sucedido y finalmente Clint Eastwood al conocer a los protagonistas del acto heroico, decidió llevar el suceso a la gran pantalla.

El problema principal de la producción radica en que más de la primera hora de la misma se dedica a la presentación de los personajes y a su desarrollo vital, siendo un relleno innecesario para comprender como van a actuar luego en el suceso clave en el tren. Sinceramente en diez minutos se podría haber hecho comprender los rasgos ciertamente heroicos de los tres chicos. Pero ciertamente Eastwood, se recrea en un viaje por Europa con paradas en Venecia, Roma, Berlin, y Amsterdam en una especie de turismo cinematográfico que recuerda más a lo que hizo Woody Allen en Barcelona o Roma, que a la propia narrativa del cineasta californiano. Y es que hay escenas como una parada en una heladería o un paseo en barquito por Venecia, que son incompatibles en una supuesta película de intriga, y solo hacen demostrar que están incluidas de relleno e introducidas con "calzador" para llegar al metraje convencional de un largometraje que deja más dudas que certezas.


En el reparto además, nos encontramos con otro de los problemas de la película y no es otro que un supuesto ataque de genialidad del bueno de Clint Eastwood, se le ocurrió rodar la película con tres actores no profesionales como son Anthony Sadler, Alek Skarlatos y Spencen Stone. Ellos son los tres muchachos que en la vida real estuvieron involucrados y fueron protagonistas del frustrado atentado de París, pero no son actores y se les nota a la legua. La profesión de actor o de actriz es mucho más que interpretarse a sí mismo. Otra cosa es que la la cinta hubiera sido un documental y entonces si hubieran tenido cabida. Pero esto es cine ficcionado aunque sea sobre un hecho real y para ello durante años se preparan los actores y actrices profesionales con miles de horas sobre las tablas o las escuelas superiores de interpretación.

La parte positiva de 15:17 tren a París, es que nos habla con cariño de valores como la amistad, el valor o el arrojo para afrontar situaciones comprometidas, pero lo mejor sin duda, es que con esta historia parece que Clint Eastwood pone final a una trilogía que nos habla del heroísmo estadounidense y que comenzó con El francotirador (American Sniper), continuó con Sully y el conocido como "milagro del rió Hudson", y acaba con este descarrilamiento de su tren en París. En mí opinión el mayor fracaso artístico del cineasta en los últimos 20 años. La buena noticia, es que Eastwood ya tiene entre sus planes un nuevo proyecto llamado "The Mule", en el que a sus 87 años parece decidido a volver a explorar su mejor cine (también volverá a la interpretación), y a buscar las historias de la América profunda, donde nos relatará la historia de un anciano horticultor que a sus 90 años fue detenido por narcotráfico y por sus relaciones con el cártel de Sinaloa. Su carrera se merece un broche de oro, ya que esta vez, no podremos decir aquello de : "siempre nos quedará París".

Nota: 4/10.

Nacionalidad: Estados Unidos.
Dirección: Clint Eastwood.
Reparto: Anthony Sadler, Alek Skarlatos
Spencen Stone, Judy Greer, Tony Hale.
Guión: Dorothy Blyskal.
Fotografía: Tom Stern.
Música: Christian Jacob.
Duración: 94 minutos.
Estreno mundial: 9/02/2018.

36 comentarios

  1. Las películas de Clint Eastwood siempre me han gustado. Me parece un cine excelente, con unas brillantes interpretaciones y una magnífica dirección.
    Lamento la decepción de este último título porque tenía gran interés por disfrutarlo.
    Habrá que perdonarle un error. Bien se lo merece.
    Un beso, MIGUEL y feliz comienzo de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Las películas de Clint Eastwood siempre me han gustado. Me parece un cine excelente, con unas brillantes interpretaciones y una magnífica dirección".

      Hola Amalía, he querido copiar el principio de tu comentario pues exactamente lo que pienso del maestro. De hecho es un cineasta único, espero que haga algo que esté a su verdadera altura en la próxima.

      Un beso y excelente semana.

      Eliminar
  2. También es uno de mis directores favoritos, por no decir el favorito, pero mi película preferida es Mystic River. Aunque las que mencionas están entre las mejores.
    No siempre estoy de acuerdo con sus opiniones ni con su tendencia a caer en el patrioterismo (aunque, como dices es algo muy americano y no se pueden librar de ello), pero creo que hace un cine fantástico, alejado de lo políticamente correcto, cosa que cada vez es más de agradecer.
    Veré esta película como todas las suyas, pero ya cuando supe que los intérpretes eran los propios personajes de la historia (se lo oí el vienes a María Guerra en la SER) me quedé mosqueada.
    Me das una alegría con lo de que vuelve a interpretar. Me encanta.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rosa, sin duda Mystic River es una gran película, pero es que tienen tantas buenas que sería complicado hacer un ranking. Para mí, como he comentado es mi director de cine favorito, y en cambio en sus ideas políticas difiero casi en su totalidad con lo que piensa. Por otro lado, no había escuchado a María Guerra comentar de la película, es una gran periodista de cine.
      Así que nada, esperemos que en la próxima y con el plus de su interpretación pueda dejar un broche de oro a su carrera. Un beso y gracias por dejar tu comentario.

      Eliminar
  3. Bueno, por muy bueno que se sea no todo lo que se toca se puede convertir en oro siempre.
    Si tuviera que decir un nombre como mi director preferido no sería Clint Eastwood, pero porque adoro a Sofia Coppola, y dudaría entre Kubrick, Tarantino...pero segurísimo que sí estaría a la cabeza, tiene un talento especial para crear historias. ¡¡Gran torino me impactó mucho!!
    Hoy mismo he visto un mini reportaje de esta película, 15:17 tren a París, y he visto lo que comentas de los actores. De entrada no me ha parecido mala idea pero claro, es lo que comentas, interpretar no algo fácil, además los mejores actores han ido a clases de interpretación y se presentan a pruebas. Lo que me mata de verdad es esa primera parte lenta y sin sentido del principio. El “paseillo” por Europa.
    Supongo que la veré, porque lo he visto todo de este director, pero ya sè que con la primera parte deberé tener paciencia jajaja
    Habrá que esperar a la siguiente película, que parece que pinta bien!
    Muy buena reseña, un besito y feliz inicio de semana!! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, efectivamente casi todos los cineastas por muy buenos que sean, también tienen películas mejorables o directamente malas. La verdad es que decir un solo director de cine preferido es un poco injusto y atrevido por mi parte, pero desde luego que en las dos últimas décadas deja películas memorables. Aunque ahora sería políticamente incorrecto no me olvido de Allen, Tarantino o Scorsese por citar a los americanos. Respecto a la película, el paseo por Europa es un relleno postizo y descarado para completar el largo, y si me apuras el principio cuando los protagonistas eran niños, guarda muy poca relación con el supuesto mensaje a transmitir. No se, me ha parecido en general muy incoherente.
      En fin, a esperar a la próxima por lo menos por mi parte.
      Un beso María, y gracias por tu tiempo y por tus palabras.

      Eliminar
  4. Jo qué pena, Miguel porque Clint Eastwood también es de mis directores favoritos. No sé, quizá se haya dejado llevar por esa vena patriótica que embarga a casi todos los estadounidenses o, a lo mejor, se haya acabado su vena creativa.
    Lo cierto es que oí del estreno en los informativos y quedé contrariada ¿En serio? En realidad, como bien has dicho, el acontecimiento no podrá alargarse más que los minutos que le dedicaron los telediarios. Pero pensé que, tratándose de Clint Eastwood, habría un trasfondo para mí desconocido. Veo que no. Una pena.
    En fin, otra vez será.
    Un abrazo Miguel. Hoy me has dejado chafada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Macarena, la verdad es que en las tres últimas películas parece imponerse su vena patriótica a su vena cinéfila que es la buena de verdad. Y realmente lo has definido muy bien. Es un acontecimiento que realmente o no da para un largometraje o la visión que planeado el director falla por casi los cuatro costados.
      Esperemos que en la próxima pueda resarcirse de esta producción tan flojita.
      Un gran abrazo y gracias como siempre para tener unos minutos para el blog marciano.

      Eliminar
  5. Si os gusta el actor y director os recomendaría “Clint Eastwood: Una retrospectiva” de Richard Schickel.
    Clint, durante más de seis décadas, ha protagonizado películas significativas, primero como actor de éxito y después en calidad de director inteligente e inquieto. Prácticamente todos los personajes que Eastwood ha interpretado en la gran pantalla son de clase trabajadora.
    Miguel, la verdad no sé cómo se ha inspirado en ese suceso del tren de Paris, la verdad las películas de catástrofes, atentados, y de secuestradores (de trenes, aviones, autobuses, etc), no tienen para mi nada nuevo que contar. Están hechas todas por el mismo patrón. (El héroe que salva a todos en el último instante).
    Mi película favorita del actor y director es “Los puentes de Madison” en el que encarna a un aventurero solterón fotógrafo de Nathional Geografic, dónde conocerá a una ama de casa dónde la admiración mutua hace que salten chispas a través de la gran pantalla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tomo nota de tu mención a: “Clint Eastwood: Una retrospectiva” de Richard Schickel.

      Efectivamente son muchas décadas ya de cine a sus espaldas y en ese aspecto solo cabe mostrar nuestro agradecimiento como espectadores.

      Respecto a la película, efectivamente debería haber seguido el patrón que tu expones, aunque no nos gusten, al menos tienen su público. El problema es que se queda a medio camino entre la acción y la prácticamente nada.

      Los puentes de Madison es una obra cumbre en su cinematografía.

      Saludos y gracias por tu atención y comentario.

      Eliminar
  6. de buena me has librado Miguel pues iba a verla esta semana. ha sido grato compartir este espacio lleno de sabia cinematografica, un fuerte abrazo jr.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno me doy por satisfecho, si al menos he librado a alguien como dices José Ramón, de este fiasco cinematográfico. Como siempre, gracias por dejar tu huella en el blog marciano.
      Un gran abrazo.

      Eliminar
  7. Supongo que incluso los grandes pueden comentar un error, grande también. Se les perdona porque si tienen un nombre, es por algo, y ahí están los trabajos que lo avalan. Deduzco que esta es una peli para pasar de largo tranquilamente.

    Lo de no elegir actores profesionales para el reparto me parece correr un riesgo innecesario, se trate de Clint o de cualquier otro director. Como tú dices, un actor es alguien que se prepara muy duro para dar credibilidad a los personajes que interprta. No sé por qué tuvo esa ocurrencia, al verdad. Quizás los años, igual que dan experiencia, también dan origen a algunas pequeñas extravagancias.

    Mil gracias por la reseña, Miguel. Aunque la peli no sea buena, tu trabajo sí que lo es :))

    ¡Un fuerte abrazo y feliz comienzo de semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente Julia, es un tren que no merece la pena ser visitado y es para verlo pasar como el AVE, ja,ja,ja. En todo caso para incondicionales del cineasta. Además como todo humano, echará sus borrones aunque su intención no fuese hacerlo. Por otro lado, hay actores no profesionales que tienen un instinto para la actuación innato, pero tres de un golpe y más siendo los protagonistas de los hechos, hubiera rozado el milagro cinematográfico. Extravagancia o demasiada seguridad parece que han sido las causas de este para mí error, que ahonda aún más el fracaso del film.

      Muchas gracias por tus palabras finales y por tu tiempo.

      Un abrazo y buena semana para ti también.

      Eliminar
  8. Reconozco que debe ser muy difícil convertir una noticia que, como dices, daría como mucho para un documental o un cortometraje, en un largometraje. Ello obliga a echar mano de mucho relleno, lo cual nos distrae del argumento central y empobrece el resultado final. Clint Eastwood siempre ha hecho gala de ese patriotismo típicamente americano y no habrá podido resistirse a la tentación de convertir ese acto heroico en una película de acción. Bueno, todo el mundo tiene el derecho de pinchar de vez en cuando, jeje. Y yo también incluiría en esa lista a mi admirado Woody Allen. Entre alguna que otra genialidad se le ha colado, en alguna ocasión, un pequeño bodrio. Por no hablar de Almodóvar (es mi humilde opinión).
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Realmente es complicado que con el material que había, y un suceso que ocurrió relativamente rápido, se pudiera extender la historia hasta completar un largometraje. En lo personal, el cine de Eastwood que más me gusta es en el que se mete en terrenos más intimistas y menos patrioteros. Cierto es lo que dices del cine de Woody Allen, y de otros grandes maestros, a veces nos han colado bodrio por liebre,ja,ja,ja.
      Un abrazo Josep y gracias por tomarte el tiempo para dejar tu comentario.

      Eliminar
  9. Pues sí que es extraño no haber elegido a actores profesionales. Estoy muy de acuerdo en que hacer de uno mismo, si no se tiene experiencia en la interpretación, puede resultar en un desastre considerable.
    Tropiezos hay en el camino para todos, pero es verdad que Eastwood ha dejado el listón tan alto, que es inevitable no sentirse decepcionado cuando la película no cumple ni de lejos las expectativas.
    Al cine no iré a verla, tal vez cuando la pongan en Netflix jaja
    Esta tarde sin embargo iré a ver "El cuaderno de Sara", que creo que no se ha reseñado en este blog, verdad? Si al final hablas de ella me encantará compartir opiniones.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sofía, yo cuando vi la película desconocía que los actores no eran profesionales, y me extrañaban unas actuaciones tan forzadas a pesar que solo tenían que hacer de sí mismos. De hecho, al buscar sus nombres pues no me sonaban de nada, es cuando me cuadro un poco toda la extraña parte esta del reparto. Yo pienso que en esta ocasión el cineasta ha pecado de una autoconfianza mal entendida en el conjunto del largometraje.
      Respecto a la peli de El cuaderno de Sara, no está reseñada y aún no se si lo estará. De momento, tengo dos críticas pendientes de escribir y publicar y no está entre ellas.
      Un abrazo y gracias por pasar.

      Eliminar
  10. Bueno, pues esta peli la tacho de la lista. Al contrario que tú, Clint Eastwood no está entre mis favoritos, aunque reconozco que 'Un mundo perfecto' me gustó muchísimo.
    Cuando oí que los protagonistas de esta película no eran actores, sino los protagonistas del hecho real en el que se basa, pensé que no era buena idea. Leyendo lo que tan sensatamente expones compruebo que tenía razón.
    Como tú mismo dices, todo buen escribiente tiene un borrón, así que a esperar la próxima cinta y no se lo tendremos mucho en cuenta.
    Un abrazo, Miguel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también la tacho, ja,ja,ja. Bueno y es que Un mundo perfecto es una maravilla con Kevin Costner también en estado de gracia.

      Como le decía antes a Sofía, y al desconocer que no eran profesionales, la verdad veía unas actuaciones muy impostadas o carentes de fuerza. Y es que el cine es una gran mentira convertida en verdad, precisamente por los profesionales implicados en él.
      A esperar a la próxima Kirke.
      Un gran abrazo y feliz semana.

      Eliminar
  11. ¡Hola Miguel!
    Es una lástima que un director de culto para muchos caiga en la historia fácil, pero muchas veces la ideología se cuela por cualquier rincón y se deja llevar por un exaltado patriotismo ante un hecho reprobable.
    Bravo por tu crítica, no te has dejado llevar por el buen hacer de Eastwood en otras películas y has elaborado un análisis muy bueno.
    De los grandes directores siempre esperas que no decepcionen, que no rellenen metraje sin sentido, pero desde luego muchos de ellos nos han colado algunos films infumables.
    Me gusta que reivindiques la profesión de actor porque muchas veces no nos damos cuenta del gran esfuerzo, las horas y la profesionalidad que le dan a sus personajes, una apreciación tuya que me ha parecido muy oportuna.
    Esperemos que el gran maestro nos deje con buen sabor de boca en la próxima entrega que nos comentas, con un cine más en su mejor línea.

    Un cálido abrazo para estos días tan fríos. Miles de besos Miguel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Xus!

      Cuando la ideológica entra por la puerta, el cine sale por la ventana. Y esto vale también para dar una opinión sobre cine. Por ejemplo, y a pesar de este tachón, mi admiración por el cine de Eastwood es máxima y no comparto casi ninguno de sus principios ideológicos. Pasa como con Allen, cuando se dejan de sus obsesiones personales y se centran en contar historias y hacer solo cine, es cuando brillan con más intensidad. Por otro lado, considero que la profesión del actor hay que reivindicarla siempre. Sean actores aficionados o profesionales. Pero es que en este caso, ni lo uno, ni lo otro. En fin, esperemos que en la próxima pueda poner un gran broche de oro a su carrera, o dos, o tres más.
      Un gran abrazo y besos hasta tu tierra.

      Eliminar
  12. Creo que ya comenté que no me gustan los biopics, ni las historias que recurren al Hecho Real. Precisamente para evitar cosas como esta. Leyendo tu crítica casi he podido visualizar la película. Un hora en la que en realidad no pasa nada, en la que se rellena con la vida de estos muchachos... bueno, pues vale.
    Creo que una cinta así solo podría haberla salvado con noventa minutos de tiempo real. Desde que se suben al vagón hasta que reducen al terrorista. Y te diría que casi sin diálogo, solo esa megaescena en la que el espectador fuera observando esa evolución de la tranquilidad al máximo riesgo.
    Pero tratándose de Clint se lo podemos perdonar, por supuesto.
    Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola David, tampoco me gustan los biopics, salvo honrosas excepciones. Lo de las historias reales, ya dependen de como estén relatadas. Si en ellas hay cine, bien, si se tratan de "reportajes" ya hablaríamos de otra cuestión.

      Has dado con una de las posibles soluciones que podría haber dado sentido a la producción. Hay una gran película, digamos en acción real, llamada United 93 en el que se relata la caída del cuarto avión de los atentados de Nueva York (https://www.filmaffinity.com/es/film897951.html), que es una verdadera lección de como rodar una historia de este tipo.

      Un abrazo y muchísimas gracias por estar presente.

      Eliminar
  13. Vaya qué flash!!! Y mira que el Clint Eastwood es de mis preferidos como director, pero está claro por tu sincera reseña que esta vez...pero, cómo se puede contar con actores no profesionales? Y encima, el tufillo patriótico, ay como que dejaremos está peli. Gracias. Un besito

    ResponderEliminar
  14. Hola Eme, respecto a los actores y tú precisamente mejor que nadie sabes, (ya que te subes a las tablas de un escenario), el enorme esfuerzo de memoria, preparación, clases, ensayos y trabajo que conlleva. Ya no es tanto que sean actores profesionales o actores aficionados, que ambos están más que preparados para hacer cine, que es más sencillo que el teatro. El problema es que estos chicos jamás habían actuado, y las cosas no salen por suerte, salen por tabajo y vocación. Mis respetos por supuesto para el acto tan valiente y heroico que hicieron, pero esto es cine y no la vida real. Bueno, la dejamos entoces pasar, ¿no?, bueno tu que puedes, yo ya la he visto, ja,ja,ja. Un beso y gracias por pasarte.

    ResponderEliminar

  15. Recuerdo la noticia, y aunque nunca debiera perpetrarse una acción así, el tema para una película es emocionante por la valentía de los protagonistas, pero claro esa acción no resultaría tan larga, con lo cual tendría que extender la historia.
    Seguramente si la viera me gustaría, porque no me percato como los cinéfilos de todos los detalles…
    A mi lo que me gusta es como escribes Miguel, y leer tus críticas me da una idea de cómo va el cine actual.
    Un abrazo y buena semana.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Elda, aunque ahora no recuerdo porque un día me dio por abrir un blog y escribir de cine, ja,ja,ja (si lo recuerdo), desde luego entre mis ideas nunca estuvo ser un recomendador de películas, por eso me alegro que para personas como tú pueda ser una referencia de como se mueve el cine de actualidad. De hecho el lema de este espacio es "Una mirada al mundo del cine".
      Un abrazo y gracías por tu cálida presencia.

      Eliminar
  16. Hola querídisimo Miguel, no cabe duda que llega un momento en la vida de todo Grande, como lo es Clint Eastwood en que se sienten con la autoridad de "Arriesgar" PERO, en la industria cinematográfica no deben tomarse ese tipo de riesgos, estoy segura de que más de alguno debió prevenir a Clint de lo arriesgado que es darles un papel cinematográfico de este nivel a jóvenes que en la vida han actuado, sin embargo, Gran Torino decide arriesgarse y creo que en esta decisión venció el corazón del hombre a la visión del Director, el extraordinario Director que es y será por todos los tiempos, sin duda lo sedujo la historia, ojalá los jóvenes valoren en su dimensión la experiencia, al caso que a Nosotros los cinéfilos nos tocan las heridas de este descarrilamiento...Por lo que nos cuentas hay una oportunidad de reivindicar su trabajo en un filme prometedor que lo esperaremos con entusiasmo y deseando que los estragos del choque del tren no dañen su impecable carrera...Estupenda reseña Miguel, muy bien encarrilada ;)
    Besitos, muy bien dirigidos :)))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querida María, pues una reflexión muy acertada la que me dejas. Ciertamente y aunque sea duro, los resultados pasados no garantizan los resultados futuros. Y realmente tampoco hubiera cambiado mucho la película con actores de renombre, pienso que el error parte en la forma de contar la historia y se hace muy extraño ver una narración tan floja dirigida por uno de los grandes. Esperemos que en la próxima se pueda resarcir de uno de los mayores fracasos de su carrera. Por lo demás agradecerte inmensamente tu fiel presencia y continuo soporte al blog.
      Besos y feliz día.

      Eliminar
  17. Coincido contigo Miguel,... Clint Eastwood es uno de mis directores preferidos. Fíjate que como actor, quizás por el papel en el que le encasillaron en un principio, no me gustaba demasiado, lo cierto es que como director colmó todas mis expectativas. Yo, con relación a la filmación de las ciudades (en el caso de Barcelona con Woody Allen creo que está muy claro), creo que responde más a temas económicos de pseudopatrocinios que a un tema de relleno para llegar al metraje de película. Estupenda reseña, como siempre, Miguel. Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Norte, a mí me gusta mucho más como director que como actor. Y en todo en ambas facetas mucho más de mitad de su carrera en adelante. Efectivamente como bien dices el caso de Woody Allen y su Vicky Cristina Barcelona, fue un empeño precisamente de un productor y empresario catalán que financió este y algún proyecto más. En la película de hoy en concreto, pienso que Eastwood no consigue encontrar el tempo adecuado a la acción fundamental y tiene que recurrir a través de un mal guión, a aspectos redundantes que con diez minutos hubieran sido suficientes para conocer las cualidades de sus personajes, que son además personas reales. Gracias por tu comentario y feliz día.

      Eliminar
  18. Hola Miguel! ay, la verdad es que me da mucha pena que Clint Eastwood haya hecho algo así.. cuando uno de tus directores favoritos hace algo que no te pega con él, es como raro, verdad? Pues supongo que habrá sido un cúmulo de cosas.. la historia y el hecho de que no sean actores de verdad, que creo es un fallo muy grande. No creo que le de una oportunidad, o no se, quizás algún día que no tenga otra cosa.. nunca se sabe. Gracias por tu reseña. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Veroníca, pues si, es como un cuerpo extraño en la carrera de un director tan prestigioso. Quizás un exceso de confianza, o demasiados rodajes seguidos sin tener tiempo para prepara bien una película. Quien sabe. Lo único y en plan viajero, nos da un bonito paseo por Europa :-)
      Abrazos y gracias a ti por pasar.

      Eliminar
  19. Hola Miguel, luego de tiempo vuelvo aquí, a leerte y a ponerme al día en el cine ;) ...bueno no es por nada pero como me gustan las pelis americanas jajajajaj, esas de que con una bala matan a 5, esta se lee buenaza, la tomaré en cuenta... un abrazo con todo mi corazón, Gracias por tu amistad …feliz día ♥

    ResponderEliminar
  20. Hola Patty, bueno si tu interpretación es que la pelí es buenaza no seré yo quien te quite la ilusión. Gracias a ti y muy feliz día!!

    ResponderEliminar