lunes, 7 de marzo de 2016

In Memoriam


En la gala de entrega de los premios Oscars y también desde hace muchos años ya en la entrega de los premios Goya, se rinde homenaje a las personas relacionadas con el mundo del cine. Actores, actrices, directores, productores y otros profesionales que nos dejaron durante el año anterior son recordados.

Desde aquí, esta vez seré yo el que rinda homenaje y recuerdo a mi padre Rafael que dejó de estar con nosotros el pasado día dos de Marzo. En principio pensé que este escrito serviría como despedida y cierre de este blog, pero después de meditarlo eso sería lo último que él quisiera siendo también él un gran amante del cine. Así que a partir de ahora, este humilde blog de cine y todas las películas que reseñe, estarán dedicadas a él y por supuesto a todas las personas que tengan a bien seguir su lectura. Os daré unas pinceladas que puedan resultar de interés para todos de lo que ha sido su vida.

Nació en Mayo de 1931 en la población española de La Linea de la Concepción, pocos días después de proclamarse la Segunda República Española. Durante su infancia fue muy feliz en su seno familiar y vivió el nacimiento de sus tres hermanos pequeños. Vivió dos guerras durante su infancia, la guerra civil española y paradójicamente la segunda guerra mundial en la que España no participó de manera directa. Y es que dada la cercanía de la colonia británica Gibraltar con La Linea de la Concepción (poblaciones limítrofes pero separadas por una frontera impuesta políticamente), fue testigo de los bombardeos de la aviación italiana sobre la roca y como anécdota siempre contó cómo vivió la caída de un bombardero italiano en un lugar cercano a donde el vivía. A los trece años perdió a su madre y eso fue un punto de inflexión en su vida, pues además del dolor que le supuso, tuvo que ponerse a trabajar para ayudar a su familia en la dura posguerra española.

Su primer empleo fue en la ya mencionada población de Gibraltar y allí se hizo un hombre y un excelente carpintero naval, que fue en el campo que desarrollo su labor profesional. Permaneció allí trabajando desde 1944 hasta 1969 con el cierre fronterizo, que supuso la pérdida de miles de empleos entre ellos el suyo. Allí pasó los mejores años de su vida profesional y era muy difícil que en las conversaciones que teníamos él y yo, no apareciese la palabra Gibraltar en relación a lo muy feliz que fue allí trabajando a pesar de la injusticia de tener que pasar todos los días una frontera artificialmente impuesta por el colonialismo británico. Le brillaban los ojos cuando hablaba de su trabajo y por supuesto cuando hablaba de cómo conoció a mi madre cuando ella tenía solo 16 añitos en la calle Real de La Línea. Hace pocos días recordaba esta anécdota en el 80 aniversario de mi madre Mercedes.


Como expuse anteriormente en 1969 el perdió su empleo y en la La Línea de la Concepción se produjo un auténtico éxodo hacia diferentes puntos de España (Lugo, Barcelona, Madrid, entre otros muchos), mi padre consiguió un empleo en Madrid y emigró junto a mi madre y mis dos hermanos, Rafael y Mayte por aquel entonces dos niños pequeños hacia un nuevo destino en su vida. En 1976 nací yo, ya en Madrid coincidiendo con el fin de la ominosa dictadura en España y alumbrándose ya los primeros pasos de la democracia y la constitución de 1978.

Hoy a mis 39 años, quería dedicar estas palabras para recordar junto a vosotros al que fue para mi una referencia principal en mi vida ya que me enseño los valores del respeto, de la humildad y del sacrificio por los demás. Doy gracias a la vida por haberlo tenido hasta la longeva edad de 84 años. Ha sido un dulce regalo de la vida el poder cuidarlo junto a mi familia durante los últimos años de su vida, un autentico privilegio.Y para finalizar ya este escrito, quería despedirme de él con tan solo tres palabras que resumen mis sentimientos: papá, te quiero.

In Memoriam, Rafael Pina Sananes,1931-2016. Descanse en paz.

18 comentarios

  1. ¡¡Sabia decisión has tomado amigo Miguel!!
    No voy a andar con retórica, pero te diré que a mi mi gran amigo y padre me falta hace más de 20 años y sigue estando conmigo en cada momento bueno y menos bueno. Jamás nos abandonaremos ni olvidaremos el uno del otro. Seguro que allá donde estén, se sentirán orgullosos de nosotros y compartirán nuestra idea.
    Soy de los que piensan que una persona no muere, mientras haya otra que la tenga en su recuerdo. Cordiales saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Demetrio por tus sabias palabras.
      Que bonito lo que dices de que te acompaña en tus días buenos y malos.Para mi también era ya un amigo.Demetrio nos une algo,ahora,y es que el recuerdo de nuestros padres servirá de empuje a nuestros ideales.Para siempre agradecido por tus palabras y sigue ilustrandranos con tus fotografías,un abrazo.

      Eliminar
  2. Es precioso y maravilloso lo que has escrito de tu padre, para mi un segundo padre,su pérdida esta siendo muy dolorosa porque él era grande y generoso como pocos.Un placer el haberte tenido,conocido y espero que nos cuides mucho allí donde estés yo también te quiero mucho gracias por haber sido un gran padre,hermano,abuelo,en definitiva una grandísima persona.Y desde aquí también mi pequeño homenaje a Miguel,su hijo,que aunque no le guste la notoriedad ni los halagos excesivos tengo que decir que ha sido el mejor hijo que se pueda soñar generoso al máximo como su padre.Te queremos Rafael.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Marta,él siempre te admiro mucho y los homenajes entre vosotros eran constantes,tu lo sabes.Nos hemos reído mucho con él con su vehemencia,ha sido un bonito viaje,Gracias por todo

      Eliminar
  3. Me parece algo precioso lo que has escrito sobre tu padre,el que ha sido mio también, pues le conocí con 15 años y desde el primer dia yo asi lo consideré.
    Hay personas que no pasaran a la historia por sus logros,descubrimientos o hazañas,pero para nuestra humilde y sencilla familia.al igual que a la gente cercana que tuvo el honor de conocerle se les ha quedado el gesto y el corazón helado,nos enseñó a todos algo tan hermoso y poco común como es la generosidad,el dar sin esperar nada,la sonrisa en los malos momentos,su mano siempre extendida,ese calor humano sin limite...solo se que ahora descansa junto a mi padre,otro gran hombre y de los que ahora y para
    siempre llevaré en mi corazón.
    Un beso mi cuñado y hermano Miguel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Elena.La palabra clave la has dado tú, generosidad,eso es lo que fue él, y lo que nos enseñó a todos nosotros.Espero que ahora nuestros padres se vayan de cañas ahora que comparten el mismo lugar,recordando como me dejaron conducir una locomotora de tren cuando sólo era un niño.Gracias hermana.

      Eliminar
  4. Que puedo decirte Miguel,mi padre se fue ya hace varios años y no hay día que no lo recuerde....A veces,como todos tengo mis malos ratos,de esos días tan pesados y me siento en mi melancolía,pero luego recuerdo que a él no le habría gustado verme vencida y de nuevo....Para arriba...Lamento mucho tu perdida,sólo física pues ellos nos acompañan siempre y en todo momento...Gracias por continuar,es una bellísima entrada,animo y adelante ¡Te mando abracitos con cariño...!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Maria,que palabras más bellas,muchas gracias de corazón. Yo estoy agradecido de haberle disfrutado tanto tiempo,otras personas no los tuvieron o los disfrutaron poco tiempo.Gracias por los ánimos ya sabes que en tu comunidad publique mi primera entrada y lo recuerdo con cariño. Seguiré escribiendo por gente como tú.Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  5. A mi segundo padre

    Tengo el alma desgarrada
    es mi triste despedida,
    para un hombre formidable
    que despojaba su alma
    y te entregaba su vida.

    Ha sido grande, muy grande
    él lo daba todo y más,
    esposo,padre y abuelo
    cariñoso y bondadoso,
    de gran generosidad.

    Quiero gritar al vacío
    el por qué te lo has llevado,
    jamás olvidaré ni un día
    cada momento vivido,
    para mi fue un gran regalo.

    Y espero que estés sereno
    muy feliz junto a tu madre,
    protegido y frente al mar,
    frente a ese mar de la línea
    que llenaba tu soñar.

    Y mecidos por las olas,
    el tío Pepe os cante
    unas coplas marineras,
    y la eternidad envuelva
    la alma buena, de un buen padre.


    Te quiero Rafael.










    

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias de nuevo Marta,te respondí ya en privado,muy bonito.

      Eliminar
  6. Solo tu!mi querido hermano,podrias rendirle un homenaje tan bello,tan cierto.
    Tuvimos suerte de nacer en la misma familia y bajo la bendicion de este gran hombre.admirado y querido por todo aquel que lo conocio.
    Estos dos ultimos años han sido muy duros para todos...pero de alguna forma yo quiero rendirte a ti un homenaje especial,por cuidarlo,mimarlo y haber establecido ese vinculo tan fuerte,en el que su alegria y vida eras tu!!! Te quiero hermano,porque se que tu seras una replica de su persona y siempre nos reconfortaras..nunca dejes de escribir,era algo muy importante para el.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Mayte,pero no soy merecedor de tus palabras,de verdad.El sabes que te quería como su niña pequeña que eras para él, Tu has sido la que has llevado el mayor peso en sus cuidados y lo has hecho muy bien.Ahora va a estar muy orgulloso de como has afrontado esta nueva etapa,con coraje y con valentía.Así que hermana,adelante que el sol sale cada día con la sonrisa de nuestro padre.

      Eliminar
  7. Gracias Miguel,te quiero!!!!

    ResponderEliminar
  8. Sé que de poco sirve cualquier cosa que te diga, solo que me ha gustado la entrada y que te envío un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Milano y claro que me sirve tu comentario,como no,un abrazo para ti también.

      Eliminar
    2. Un abrazo y muchos ánimos, Miguel.Los padres nos introducen en esta senda, no siempre fácil, y cuando ya no nos miran parece que estamos perdidos. Como me ha dicho hoy una amiga que ha perdido recientemente a su madre, lo único que nos queda es aprender a vivir sin ellos y recordarlos.
      Otro abrazo en nombre de tu padre, ese buen hombre gaditano y luchador.

      Eliminar
    3. Hola Montse. Muchas gracias por tus palabras de apoyo que siento en mi corazón. Realmente esta entrada del blog es de hace ya más de un año, aunque Eugenio la ha compartido hoy en su colección. El tiempo va curando heridas y los recuerdos positivos se van imponiendo a pesar de echar mucho de menos su presencia. Un gran abrazo hasta tu bella Málaga donde mi padre vivió, trabajó y también me enseñó a amar.

      Eliminar